Armario cápsula: ¿es posible?

Desde hace bastante tiempo se viene oyendo el discurso de reducir el armario a las prendas esenciales y así, hacer más sencilla la elección de qué ponerse cada mañana. Hemos pasado del estatus por la cantidad de ropa que tuviéramos colgada en perchas apelotonada en el armario, al minimalismo de “menos es más”.

A raíz de esto, hay una especie de movimiento en la red compuesto por una serie de blogs que han demostrado poder sobrevivir con un número mínimo de prendas toda una temporada. Los pasos a seguir son los siguientes:

  • Fijarse un número de prendas con las que pasarás toda la temporada. Alrededor de 40 suelen ser la media.
  • Estas prendas incluyen desde camisetas a zapatos, pero no bolsos y complementos.
  • Se realiza una lista de las prendas de la cápsula y se va de compras para adquirir estas prendas. Esta compra se realiza a principio de la temporada y ya no se compra más hasta la siguiente. El reto es no comprar nada en tres meses.
  • Un par de semanas antes de que comience la nueva temporada, se vuelve a hacer una lista con las prendas de ésta y se repite el proceso.
  • La idea general es comprar ropa de más calidad, y aunque en un inicio el desembolso sea mayor, a largo plazo el fondo de armario se impone a la compra compulsiva.

Tengo que decir que la idea me parece muy interesante y que, aunque no de modo radical, si llevo haciendo algo similar desde hace ya varios meses, quizás algo más de un año. Para llevarlo a cabo, lo que más me ha ayudado es tener todas las prendas a la vista (ventajas de tener un vestidor), lo que me hace tener una idea más global de todo lo que tengo.

Por otro lado, gracias a la inestimable ayuda de Anitta, que me dijo que soy de tono invierno y por tanto me favorecen los colores fríos, ahora mi armario no está lleno de prendas absurdas que jamás me pongo porque no me veo con ellas y que compré en un momento de debilidad comprística. 

Armario cápsula
Camisetas
El armario cápsula

Así pues, creo que mi armario en la actualidad está compuesto de básicos y de alguna prenda de temporada y he reducido drásticamente el número de compras que realizo en la temporada. A saber:

  • He concluido que teniendo camisetas blancas, grises, negras y de rayas no necesito más colores. No llego a la radicalidad de tener una de cada, sino varias, pero no me salgo de esos cuatro colores.
  • Tengo vaqueros negros, denim, y desgastados. Mi modelo es el demi curve de Levis y de ahí no salgo. En cuanto a pantalones de vestir, azul, negro y verde oliva.
  • En cuanto a jerseys y cárdigans, algo parecido a las camisetas: azul marino, negro y gris. Y como ocurre con las camisetas, tengo varios de cada y renuevo cuando se deterioran, aunque sí procuro realizar la compra a principios de temporada.
  • En el tema camisas, una blanca básica y alguna de corte romántico. También tengo azules (es curioso pero ha sido algo que he hecho sin darme cuenta, pero casi todo mi armario es azul). En esto, como en las camisetas, me cuesta salir de mi zona de confort.
  • Las faldas no las uso demasiado, así que tengo alguna vaquera, negra y también alguna gris. Sí uso más los vestidos, y en este caso, los prefiero estampados.
  • En cuanto a ropa de abrigo: una biker, un blazer azul, otro negro, un abrigo gris y otro negro de lana ambos, un plumífero corto y otro largo y una chaqueta tipo militar.
  • En el tema de zapatos soy bastante más variada y reconozco que no sería capaz de regirme por tan pocos modelos así como tampoco en el tema bolso u otros complementos. Pero sí puedo ver que finalmente, cuando acaba la temporada no he usado muchos de los que tengo. Pero no quiero dejar de tenerlos, por si acaso.
Armario cápsula
Chaquetas
El armario cápsula

Teniendo este fondo de armario, voy renovando las prendas cuando lo necesitan y tengo varias de cada pero sí reconozco que finalmente he pulido mi compulsión a las compras.

Si queréis saber más sobre el tema, podéis leer este post de Who What Wear que lo aclara bastante.

Ahora estoy con el fondo de armario maquillístico y de belleza, que me está costando más. Cuando lo tenga, os lo cuento.

 

By | 2016-10-24T07:19:50+00:00 29 septiembre 2015|Moda y Belleza|5 Comments

5 Comentarios

  1. patricia reinatoxo martes, 29 septiembre 2015 en 22:41

    Un post genial, me ha encantado la aplicación con las fotos y por supuesto, el contenido, me va a venir muy bien para cambiar los armarios este fin de semana, y hacer por fin, la merecida limpieza a fondo que necesitan, desprendiéndome de muchísimas cosas que es totalmente imposible que me vuelva a poner, aunque estén impecables.

  2. Jessica jueves, 1 octubre 2015 en 14:11

    Interesante y buenos consejos!!!! Extrañaba el blog y esta muy chulo.
    Felicidades.

  3. Luz O.M lunes, 5 octubre 2015 en 02:58

    Un post muy útil. Y una pasada la presentación visual del contenido
    Un beso

  4. sonia lunes, 14 diciembre 2015 en 16:56

    hola, yo también llevo tiempo queriendo hacer algo así… os recomiento la pagina de chicfy para deshaceros de aquellas cositas que ya no querais en vuestros armarios.

  5. Daasy viernes, 22 abril 2016 en 10:03

    Hola, tendrè que seguir tus consejos porquè mi armario es un desastre 😀

No se permiten comentarios.

Leer entrada anterior
Emmy 2015: no para mí

Hoy me he despertado y como cada mañana me he dado una vuelta por twitter para informarme de las últimas...

Cerrar